Saltar al contenido
Baúl de madera

¿Qué hacer con un pie de cama? ¡6 ideas geniales!

que hacer pie de cama

A veces tenemos tanto espacio en el dormitorio que no sabemos qué hacer con él. Como por ejemplo el pie de la cama. Es un espacio que desaprovechamos, cuando tiene un potencial increíble y puede resultarnos muy útil.

¿No se te ocurre qué hacer con el pie de cama de tu cuarto? ¡Te vamos a dar unas cuentas ideas!

Exactamente, ¿qué es el pie de cama?

decorar pie de cama

Estamos hablando sobre “el pie de cama” e igual no tienes ni idea de a lo que nos referimos. Tal y como indica su nombre, es la zona que se encuentra justo enfrente del pie de la cama.

No obstante, lo más correcto sería decir que el pie de cama es el mueble que se coloca en esta zona. Su función principal es meramente decorativa, con el fin de lograr una armonía en el dormitorio. Sin embargo, tal y como te detallaremos a continuación, puedes sacarle mucho partido a esta zona, ¡y convertirla en un espacio muy práctico!

¿Qué puedes hacer para que tu pie de cama sea funcional? ¡Atento a nuestras ideas!

Aunque algunos creen que el pie de cama está muy limitado, ¡lo cierto es que hay ideas muy originales para lograr que sea un espacio práctico a la par que elegante!

Banco

Si no quieres complicarte mucho, puedes apostar por lo clásico; un banco. Lo más demandados son los bancos de capitoné, porque le dan un toque clásico al dormitorio.

Claro que no es obligatorio, puedes buscar otras opciones como un estilo más industrial, rústico, chic… ¡Según tu gusto personal! Aunque, si tienes un dormitorio pequeño, y quieres ganar algo de espacio de almacenaje, podrías buscar un banco zapatero o incluso un banco con cajonera.

¿No te gusta que el contenido del banco sea visible? ¿O que parezca un aparador? ¡No pasa nada! Hay muchos bancos con compartimentos secretos, como si fuera un canapé. ¡Nadie verá lo que contiene!

Baúl

Otro mueble clásico de pie de cama es el baúl. Este puede dar mucho juego puesto que hay diseños de todos los estilos; madera, acero, hierro…

Te garantizan el espacio de almacenaje que necesitas para guardar mantas, juegos de sábanas… O, simplemente, puedes comprarlo sellado. Seguro que sorprenderá mucho a las visitas.

Su mayor ventaja es que es un mueble muy versátil, pero si no te quieres equivocar, ten en cuenta algún elemento del dormitorio para elegir el correcto. Por ejemplo, puedes tener en cuenta el tipo de pavimento que has usado. Si has elegido  suelos de imitación mármol para tu casa, los muebles tienen que ser de estilo moderno o contemporáneo. ¿Has preferido elegir el parquet? Muebles contemporáneos, orientales… ¡Incluso rústicos quedarían bien!

Cajas

¿No te gusta la idea de un baúl, pero sí que desearías ganar un poco de espacio de almacenaje extra? En ese caso, ¿qué te parecería poner algunas cajas apiladas?

En la decoración de estilo náutica, es común que las cajas sirvan como elemento decorativo. Puede ser una alternativa muy interesante si encuentras cajas con un diseño llamativo.

Sacos

¿Un pie de cama original y por poco dinero? ¿Qué te parecería enganchar unos sacos al madero? Por supuesto que su función sería meramente decorativa, ¡pero aportarán carácter y un toque rústico a la decoración del dormitorio!

Cestas

Las cestas son un clásico a la hora de incluir elementos rústicos en la decoración de una estancia. Si las colocas en tu cuarto, ¿sabes que podrías sacarle mucho partido?

Por ejemplo, te podrían servir para ocultar los zapatos o podrías comprar un cesto de ropa pequeño de mimbre y mantener oculta la ropa sucia hasta que haya que poner una lavadora.

Puff

No quieres un mueble ostentoso al pie de tu cama, ¿pero si algo en lo que poder sentarte para calzarte? ¡La solución es un puff!

Son pequeños, ligeros y con diseños tan variados que alguno encajará con el estilo decorativo de la habitación. Aunque, si quieres darle un toque juvenil al dormitorio, ¡te recomendamos los pufs pera!